Una pregunta central en implantología es ¿de qué depende el éxito de un implante dental? La práctica entre profesionales señala diferentes factores que intervienen en el buen desempeño de un implante en el largo plazo. Explóralos aquí.

Criterios clásicos para determinar el éxito de un implante dental

En décadas pasadas, la evaluación del desempeño exitoso de un implante se basaba en su movilidad, la radiolucidez periimplantar, la pérdida de hueso marginal y la ausencia de infección o de malestar. Veamos en detalle.

  • En cuanto a movilidad, se solía hablar de implantes móviles o inmóviles. Uno móvil era considerado síntoma de una osteointegración poco satisfactoria y de tejido fibroso alrededor del implante.
  • Un implante con radiolucidez alrededor se consideraba no exitoso.
  • Una pérdida dental media de 0.2 mm se aceptaba como la tasa estándar. Una pérdida superior se veía como indicador de un proceso de implantología fallido.

Aunque estas condiciones siguen siendo tenidas en cuenta para estimar el éxito de un implante dental, la práctica médica ha arrojado otros factores adicionales que juegan un rol importante. Hoy en día, se habla del diseño del implante, la calidad y cantidad del hueso relevante en el procedimiento de implantología, las técnicas quirúrgicas y las habilidades específicas del especialista.

Condiciones vinculadas al éxito de un implante dental

Algunos factores que influyen en el desempeño de un implante dental tienen que ver directamente con sus rasgos. Existen estudios que señalan que los implantes dentales cortos y angostos tienden a fallar tempranamente con mayor frecuencia que implantes de otras dimensiones. Una explicación posible es que los que los primeros suelen ser colocados en áreas con espacio limitado o volumen óseo insuficiente.

Adicionalmente, es de conocimiento general entre expertos que el escenario clínico también influye en el desempeño de un implante:

  • Se ha encontrado que si el ancho de la encía adherida es menor o igual a 2 mm, los implantes tienden a fallar.
  • La existencia de condiciones médicas que impacten el proceso de osteointegración tiene el poder de afectar negativamente el éxito de un implante dental en el largo plazo.
  • Investigaciones concluyen que la zona del implante también influye en su éxito. El área con mayor tasa de fracaso es la mandibular posterior.
  • Estudios señalan que el hueso tipo III muestra una mayor tasa de fracaso de implantes dentales sobre los demás tipos de hueso.
  • Finalmente, se ha encontrado que condiciones periodontales y el consumo de tabaco afectan el desempeño exitoso de un implante.

Es de resaltar que todos estos factores deben analizarse conjuntamente y de forma integral de cara a un procedimiento de implantología. Cada aspecto del escenario clínico debe tenerse en cuenta para seleccionar el implante más apto que responda a las necesidades específicas del caso.

Implante C1 MIS: estudio de tasa de supervivencia y éxito

Nuestros implantes gozan de gran éxito en el largo plazo. En una investigación desarrollada en Israel, se encontró que nuestro implante C1 goza de una tasa de éxito del 98%.

Se evaluaron 94 implantes C1 colocados en 45 pacientes, cinco de ellos fumadores, con las siguientes características:

  • Edad entre los 18 y los 75 años.
  • Deseo de restaurar los dientes perdidos con tratamiento de implante.
  • Suficiente altura de hueso en el área edéntula (≥ 10 mm).

Fueron revisados a las cuatro semanas, tres, seis y doce meses después de la cirugía. Los valores media fueron:

  • Índice de placa: 0.43±0.41 mm
  • Índice gingival: 0.37±0.37 mm
  • Profundidad de sondaje en dientes de Ramfjord: 2.28±0.82 mm

Dos implantes fallaron en dos pacientes, lo que arroja un resultado de tasa de supervivencia del 98%. Todos los demás implantes no presentaron evidencia de radiolucidez periimplantaria, movilidad o infección. ∆HuesoM fue 0.6±0.6 mm y ∆HuesoD fue 0.5±0.5 mm.

Adicionalmente, la percepción de dolor de parte de los pacientes fue de 2.4±2. La satisfacción estética fue de 9.2±0.9, mientras que la funcional fue de 9.9±0.4. Finalmente, la satisfacción de los cirujanos fue de 9.6±0.6.

______________________________________________________________________________________________________________________________________

Fuentes:

Horwitz, J., Gabay, E., Frankental, S., Mayer, Y., Cohen, O., Ioseph, L., Machtei, EE. (2016). Survival and Success of MIS C1 Implants – Interim
Results of a Field Study. News No. 42 January 2016. https://www.mis-implants.com/upload/pdf/Research/News%2042_(MC-N4216)_Rev2.pdf 

Karthik, K., Sivakumar, Sivaraj, & Thangaswamy, V. (2013). Evaluation of implant success: A review of past and present concepts. Journal of pharmacy & bioallied sciences, 5(Suppl 1), S117–S119. https://doi.org/10.4103/0975-7406.113310

Raikar, S., Talukdar, P., Kumari, S., Panda, S. K., Oommen, V. M., & Prasad, A. (2017). Factors Affecting the Survival Rate of Dental Implants: A Retrospective Study. Journal of International Society of Preventive & Community Dentistry, 7(6), 351–355. https://doi.org/10.4103/jispcd.JISPCD_380_17 

Reiner, T. (2014). Characterizations of MIS Implant Surface. News No. 37 June 2014. https://www.mis-implants.com/upload/pdf/Research/News_37.pdf 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *